23 de agosto de 2004

Pablo Baule

»Greatest Hits I» de Queen se convirtió en el primer álbum de rock sancionado en Irán. El casete iba acompañado de un folleto en el que se insistía que el héroe «mató a un hombre» accidentalmente y que luego le vendió el alma al diablo. En la noche previa a la ejecución -explicaba el folleto-, llamó a dios en árabe -«Bismillah»- y gracias a ello recuperó su alma de las manos de satanás. Más recientemente, en el musical «We will rock you», su creador Ben Elton ofreció otra interpretación, en la que Scaramouche y Galileo son rebeldes en una sociedad futura en la que la música rock ha sido vetada por los malos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × 5 =

Next Post

Así es compartir escenario con Steven Seagal según Sammy Hagar: “Iba a todas partes con una pistola"

Sammy Hagar, quien fuera vocalista de Van Halen, recuerda cómo […]